La belleza del Caos

milky way, universe, person

30 de agosto 2020

La belleza del Caos.

Desde que despertamos hasta el momento de irnos a dormir  tomamos decisiones todo el tiempo sobre aquellas cosas que van a afectar la realidad que construimos para cada día. Parece tan resuelta la rutina que ni siquiera nos importa mirar a los lados o atrás nuestro. Quizás estamos programados, no te parece raro que todos los días se parezcan tanto? Buscamos constantemente la rutina, como si se tratara de algún tipo de refugio donde nos sentimos seguros. Sin embargo la trampa consiste en reducir los acontecimientos  al mínimo para poder controlar algo que no existe , pero  que le hemos asignado un valor. Es una sombra que vive en la seguridad de que nuestro entorno, se vea exactamente igual.

Iguales son también nuestras emociones, iguales son también los resultados de nuestros actos porque se repiten y repiten en una fórmula artificial convenientemente adornada y justificada .Es el laberinto de espejos donde reside la belleza eterna, el orden y la verdad única y suprema. Con esto estamos siempre convencidos de que al proteger a esas sombras también protegemos nuestra integridad física, mental y espiritual. 

 No estamos solos y nuestra manera de actuar, como resultado de esos pensamientos afecta a las personas que amamos, también a las que no vemos y por lo tanto no existen siquiera en nuestra realidad, porque solo vemos los contornos de  un  mundo perfecto y controlado.

Ese orden falso es totalmente limitante, va en contra de la creación, ya que únicamente creamos cuando sabemos que no tenemos limites, cuando somos soberanos dueños de nuestros actos y pensamientos . 

Muchas personas le temen al caos, creen que es poco fiable, oscuro y de malas intenciones. Si, también puede ser así. La belleza del caos esta dada por la forma que le darás desde tu corazón, en si mismo no representa nada más que una idea que personalmente la veo positiva, porque yo elijo que sea así.

Me imagino el caos no como algo destructivo sino por el contrario:  al estar fuera de vos y t u control perfeccionista, te va a obligar a tomar nuevas acciones, comprender nuevos puntos de vista, ver otras oportunidades, crear, salvarte de tus amigos imaginarios, de la rutina, de tus sentimientos e instintos animales más básicos. 

Y en esta aventura  extrema no me voy a detener frente al laberinto de espejos donde mil veces me he perdido, he sido minotauro, he sido Perseo, he sido la espada, he sido las puertas inexistentes. Voy a ser el errante, que desde el caos tomará lo más bello para permitirme guiar mi alma.

Luego la rutina desaparecerá, y con ella la necesidad de tener que satisfacer un pensamiento cíclico, obsesivo por temor a destruir una creencia basada en valores ajenos,  programados desde el exterior un  poder que ya no tendrá ninguna influencia.

Para construir, para crear, para existir tenemos que permitirnos ver a través de los ojos de otras personas, y eso lo conseguimos si salimos de la idea de que está todo perfecto como es, que todo esta logrado, que todo ya está hecho, que hemos llegado a  nuestros propios limites. Cuando hemos estado decorando la prisión con nuestros prejuicios, inventando excusas, haciendo responsables a otros de nuestras vidas, y elecciones personales. Existimos siempre. De hecho ya hemos sido imaginados. 

Total Page Visits: 27 - Today Page Visits: 1

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *